Mensajeros de la paz Extremadura

  • Diario Digital | viernes, 06 de diciembre de 2019
  • Actualizado 13:49

El gerente del SEPAD visita el Centro Ocupacional de Moraleja

Viajó acompañado por la gerente territorial del Área de Cáceres, Ana Martín, y realizó la visita con Mercedes Murias, presidenta de Mensajeros de la Paz Extremadura, Raquel Cortés y María José Delgado, directoras, respectivamente, del recurso visitado y del Centro Residencial y Familiar de Nuñomoral
Un posado antes de iniciar la visita
Un posado antes de iniciar la visita
El gerente del SEPAD visita el Centro Ocupacional de Moraleja

Como en casa. Así se han sentido el gerente del SEPAD, José Vicente Granado, y Ana Martín, gerente territorial del Área de Cáceres del citado organismo. Por motivos de vecindad, en el caso del primero, y por su larga trayectoria trabajando con personas con capacidades diversas, en el segundo, la visita al Centro Ocupacional de Moraleja estuvo salpicada de afectuosos y calurosos saludos y abrazos a muchos de los usuarios y usuarias que acuden cada día al centro.

José Vicente Granado y Ana Martín visitaron la pasada semana la residencia de mayores y el centro de día que Mensajeros de la Paz Extremadura gestiona en Pinofranqueado. En Las Hurdes como en Sierra de Gata fueron recibidos por Mercedes Murias.

El gerente del SEPAD realizó en esta segunda visita una ruta guiada por todos los talleres e instalaciones que conforman el Centro Ocupacional moralejano, propiedad de la Junta de Extremadura y gestionado por la asociación extremeña desde su creación. A lo largo de la visita Granado recalcó “el enorme trabajo que realizáis en vuestros centros”, y destacó la dificultad añadida de trabajar en el mundo rural. Así, recordó lo complicado y duro de los primeros pasos dados por Mensajeros de la Paz Extremadura y resaltó el carácter innovador y diferente que siempre ha tenido la asociación, cuando este primer centro se puso en marcha hace ahora 25 años.

José Vicente Granado y Ana Martín se despidieron de todo el equipo de la asociación prometiendo una próxima visita al Centro Residencial y Familiar de Nuñomoral para adultos con discapacidad intelectual. Y nosotros estaremos esperando, de nuevo, con los brazos abiertos.