Mensajeros de la Paz Extremadura

  • Diario Digital | viernes, 03 de diciembre de 2021
  • Actualizado 01:40

El Centro de Educación Infantil Las Abadías no cerrará sus puertas

Ayer, 21 de octubre, el Ayuntamiento de Mérida notificó a Mensajeros de la Paz Extremadura el acuerdo de prórroga para que el CEI Las Abadías pueda seguir prestando sus servicios el presente curso

El Centro de Educación Infantil Las Abadías no cerrará sus puertas

Mercedes Murias, presidenta de Mensajeros de la Paz Extremadura y María Escudero, directora de la Escuela Infantil, recibían el pasado lunes, 11 de octubre, un escrito en el que se les notificaba el cierre de las aulas el próximo 2 de noviembre, fecha en la que Mensajeros de la Paz Extremadura terminaba el contrato de gestión del centro.

La Asociación ya había manifestado en febrero su voluntad de no ejercer su derecho a la prórroga del contrato vigente. Meses después de conocer dicha decisión, el Ayuntamiento tramitó un nuevo expediente de licitación, quedando este desierto.

Unas 70 familias se habrían visto afectadas si el Centro de Educación Infantil cerrara sus puertas. Cerca de un centenar de familias que se habrían quedado sin servicio de guardería, sin comedor y sin aula matinal, afectando de manera significativa a la conciliación de la vida laboral y familiar de estas personas. Hecho que preocupaba a Mensajeros de la Paz Extremadura y que ha llevado a la Asociación a llegar a un acuerdo  con el Consistorio de la localidad que asegurara a los usuarios del CEI Las Abadías seguir disfrutando de sus servicios hasta el próximo 30 de junio de 2022.

De este modo, la oenegé da tiempo para que el Ayuntamiento pueda encontrar una solución de continuidad para que esta Escuela Infantil no cierre sus puertas definitivamente, y los profesionales que en ella prestan servicio no pasen a engrosar la lista de personas desempleadas en Mérida.

Tras conocer la noticia, una de las mamás afirmaba que "Entre todos, aportando nuestro granito de arena, compartiendo y difundiendo al máximo, lo hemos conseguido. No quepo de felicidad en mi cuerpo"