Mensajeros de la paz Extremadura

  • Diario Digital | lunes, 18 de noviembre de 2019
  • Actualizado 10:17

Toma forma el proyecto infantil para Cilleros

Los alumnos de último ciclo de primaria del colegio Leandro Alejano van concretando sus propuestas para el ayuntamiento de la localidad. El proyecto Alcemos Nuestra Voz de Mensajeros de la Paz Extremadura, financiado por la Diputación Provincial de Cáceres, avanza a buen ritmo
Los cilleranos más jóvenes en el programa Alcemos nuestra voz
Los cilleranos más jóvenes en el programa Alcemos nuestra voz
Toma forma el proyecto infantil para Cilleros

Niños y niñas con edades comprendidas entre los diez y doce años tienen claro lo que quieren para Cilleros: Toboganes y trampolines para sus piscinas municipales y un campo de fútbol “reglamentario, de los de verdad”.

Durante la lluvia de ideas, cuando los alumnos y alumnas realizaron sus propuestas, la idea ganadora venció por un solo voto. Por este motivo, las técnicas de Mensajeros de la Paz Extremadura han estimado la propuesta realizada por los participantes: defender ante las autoridades locales la realización de los dos proyectos más votados por los estudiantes.

“Los niños y niñas veían poco realista la realización de campo de fútbol reglamentario tras valorar los pos y contras de la propuesta”, declara la técnico de Mensajeros de la Paz Extremadura.  “El coste de construcción y mantenimiento y el hecho de que la localidad cuenta con dotaciones deportivas ha aconsejado a los alumnos y alumnas presentar dos proyectos diferentes”, añade.

La elección de dos ideas diferentes y la modificación del voto inicial de muchos de los participantes ha sido utilizado por Mensajeros de la Paz Extremadura para tratar con los niños la importancia del voto dado, de la decisión tomada y del cumplimiento de los compromisos adquiridos.

Tras el debate, los participantes acordaron que esta segunda edición del programa de participación infantil “Alcemos nuestra voz”, financiada por la Diputación Provincial de Cáceres.  no será una sino dos las propuestas que los estudiantes cilleranos del último ciclo de primaria realizarán a su ayuntamiento. Evelyn Granado destacó que “quiere un campo de fútbol de verdad, con césped, porque el polideportivo no es un campo de fútbol auténtico, reglamentario”. Entre los que defendían la instalación de toboganes y trampolines en las piscinas municipales, Andrea Róbalo destaca que “con ellos la gente se divertiría aún más”.

Tanto en una como en la otra propuesta, los niños definieron el lugar del proyecto, cuál es su público objetivo y la necesidad para su creación.

Los participantes han comenzado a preparar la carta que dirigirán a Félix Ezcay, alcalde de la localidad que ya el pasado año se mostró muy receptivo a las propuestas de sus vecinos más jóvenes.

Ambos grupos han elegido ya a quienes serán sus portavoces y los defensores de sus respectivos proyectos ante las autoridades.